» Libro «

El delicioso placer de pensar con el cuerpo

En su nueva novela, El amor es hambre, la narradora mexicana ana clavel nos introduce en la historia de una pequeña que despierta pronto a la voracidad del amor y el erotismo
Ana Clavel El amor es hambre (FOTO: Especiales )
Redacción
| domingo, 9 de agosto de 2015 | 00:10

¿El despertar erótico a los cuatro años de edad está prohibido? ¿Aún más si se aprende en casa, aunque no sólo ahí?

 Experta en poner sobre la mesa, la mente y el cuerpo debates sobre el origen y las motivaciones de la sexualidad y el erotismo a partir de la literatura, la escritora Ana Clavel (Ciudad de México, 1961), arremete contra los prejuicios en torno a estos temas en su más reciente novela, El amor es hambre, donde “la lengua más dulce tiene los dientes más filosos...”.

 Publicada por el sello Alfaguara, esta es la historia de Artemisa, una niña de cuatro años que sorprende a sus padres haciendo el amor sin temor frente a lo desconocido, más bien desde el goce de lo que se convertirá en experiencia vital a partir de entonces. Tanto como la satisfacción con la que se disfruta un buen platillo y la buena mesa, el buen vino.

 Son justamente sus padres quienes la integran al goce sensual: lamiendo por ejemplo su piel untada con cremas o frutas. El desarrollo de la trama mantiene, a través de varios personajes, la avidez del lector que se acerca a ella, contagiando las sensaciones de Artemisa frente a sus guías y sus propios impulsos gozosos, salpicados por referencias poéticas de autores como Octavio Paz, Stephen Crane o de la propia Ana Clavel:

 “Hubo un día que marcó el principio del placer, que hincó sus dientecillos dulces y feroces en la piel de la memoria. Ahora que me he decidido a escribir este cuaderno y la pluma se desliza como una confesión inesperada, o la punta de un hilo para aventurarse en el bosque sin perderse del todo, supongo que puedo ser despiadadamente voluntariosa y franca...”

 La experiencia infantil conduce a Artemisa a su transformación en una joven siempre ansiosa por la experimentación y la satisfacción, apuestas que lleva también a su propio restaurante, Corazón de lobo, ya convertida en audaz chef.

 Ana Clavel no defrauda a sus lectores. En esta ocasión a partir incluso de reflexiones del personaje central de El amor es hambre sobre sí misma y sus similitudes con otras “mujeres nínficas”: Lolita, Alicia Liddelll y la enigmática Caperucita Roja. De algún modo, Ana Clavel logra recrear justamente la historia de la Caperucita Roja contemporánea. Y se le agradece página a página.

 Precio: 179 pesos

gandhi.com.mx

Las ninfas a veces sonríen

 es la novela que le llevó a la escritora a obtener el VI Premio Iberoamericano de Novela Elena Poniatowska. En ella reafirma su mirada literaria: sin deseo no hay fantasía.

Cuerpo náufrago

es una  novela protagonizada por Antonia, quien repentinamente se transforma en hombre. Historia en la que  Ana Clavel explora la hecho el encarcelamiento del cuerpo por  la mente.

 

 El jueves 13 de agosto a las 19:15 horas,

El amor es hambre se presentará en la Librería Rosario Castellanos, ubicada en Tamaulipas 202, Col. Hipódromo Condesa. Estará a cargo de Lourdes Hernández y Julio Patán.